+58 (243) 246.42.15 | (424) 356.59.09info@abakusit.com

7 claves para disfrutar el día lunes

7-claves-para-disfrutar-el-día-lunes

Cambiarle el signo negativo al día lunes por uno positivo es posible si, por un lado, el domingo se intenta disfrutar al ciento por ciento del momento presente y, por otro, si el propio lunes se buscan desarrollar buenas acciones para el prójimo. Se trata de gestos simples que no requieren de mucho esfuerzo, pero que, a cambio, brindan una enorme recompensa.

La angustia que invade a muchos el día previo al más odiado de la semana tiene un nombre: síndrome del domingo. En 2006 la psicóloga norteamericana Larina Kase introdujo el término para hacer referencia a ese malestar “inexplicable” en el que priman la ansiedad y la tristeza. Y claro, el domingo se empiezan a repasar los posibles problemas que habrá que enfrentar el lunes, al retomar la jornada laboral.

Sin embargo, el portal de empleo líder en el Reino Unido reed.co.uk implementó el “Love Monday”, una guía de consejos para poder lograr que ese día de comienzo de la semana deje de ser una pesadilla y se convierta en una jornada divertida.

Interés genuino por el otro

Al preguntarle a un colega sobre su fin de semana, intentar generar una verdadera empatía y que no sea simplemente una acción para “quedar bien”. Seguramente, luego de ese breve intercambio, ambos quedarán satisfechos y con más entusiasmo para continuar con la jornada.

Sorprender con algo rico

Homenajear a los compañeros de trabajo llevando algo para compartir es una excelente idea para amenizar la jornada entre todos. Ya sean galletitas dulces o saladas, facturas o un bizcochuelo, todas las opciones serán bienvenidas.

Hacerle un regalo a un amigo porque sí

No es necesario comprar un obsequio, se puede imprimir una foto, realizar un dibujo o escribir una carta. De lo que se trata es de pensar en el otro, en ofrecerle algo dedicado que se sepa que le va a gustar. El resultado será beneficioso para los dos.

Contactar a alguien a quien se ha dejado de ver hace un tiempo

Desde luego, sin que resulte forzado, pero enviarle un mensaje a un viejo amigo o colega, haciéndole saber que se lo tiene presente y preguntándole cómo andan sus cosas, posiblemente logre sacarles una sonrisa a los dos.

Transmitir buen clima

Ofrecerle una sonrisa tanto a un desconocido como a un compañero de trabajo hará que todos se sientan un poquito más felices.

Dedicarle una comida a otro

Es lógico llegar cansado luego de una jornada laboral extensa. Lo más probable es que cocinar se presente más como una carga que como una actividad tentadora. Sin embargo, al pensar en cocinarle algo rico a otro, ya sea un amigo, una pareja o un familiar, es posible que las ganas aumenten y que, una vez logrado el cometido, la satisfacción sea mayor.

Seguramente la mayoría conozca a alguien que esté llevando adelante algún tipo de proyecto, ya sea un cineasta, músico, escritor o un emprendedor de cualquier otra índole. Tomarse un par de minutos para interiorizarse en él y proporcionarle cierta ayuda, puede ser de gran valor.

Elaborar café para los colegas

Hay muchas cosas que la mayoría quiere evitar hacer un lunes. Desde cargarle papel a la impresora de la oficina, comprar yerba para el mate o preparar café para todos. Ya sea por fiaca o por caudal de trabajo, son tareas que nadie quiere hacer. Sin embargo, es recomendable hacerse un tiempo para realizar alguna de ellas de vez en cuando. Ese pequeño esfuerzo será recompensado con creces.