+58 (243) 246.42.15 | (424) 356.59.09info@abakusit.com

Lo que no debes hacer en el Social Media

Lo-que-no-debes-hacer-en-el-Social-Media
Publicar muy poco / demasiado:

Es cierto que los usuarios que siguen tus redes sociales, lo hacen porque les interesa los que tienes que decir o la información de tu producto o servicio, pero bombardearlos de información y/o publicidad a cada segundo sólo terminará por hartarlos y ahuyentarlos. De igual modo, el descuidar tus redes y publicar cada año bisiesto, provocará que los usuarios no se acuerden de ti. Lo ideal es encontrar un equilibrio en la frecuencia de publicaciones para cada red social.

No segmentar tu mercado:

Las redes sociales albergan a millones de personas de todas las edades, colores y sabores y no todas los productos o servicios son para todas las personas. Cuando no estudias a tu consumidor y no creas a tu Buyer Persona (la persona ideal cuyas necesidades encajan perfectamente con lo que ofreces), lo ùnico que estás haciendo con tu contenido es mandarlo a todos lados y al mismo tiempo a ningún lugar, haciendo que su rendimiento sea bastante deplorable.

No seguir una línea de diseño:

Esto suele pasar normalmente cuando hay más de una persona administrando las redes sociales. Por un lado, el Community Manager y/o agencia esforzándose con estrategias de contenido y diseños, y por el otro, el cliente publicando a diestra y siniestra sin darle la más mínima importancia al orden o la estética. El no seguir una línea de diseño provocará una mala imagen de tu marca en redes sociales.

Seguir indiscriminadamente:

Sé que uno de los objetivos principales en una estrategia de Social Media Marketing es hacer crecer la comunidad e incrementar la presencia de marca, pero seguir usuarios indiscriminadamente te restará credibilidad y te traerá muy mala imagen, además de que la mayoría de estos usuarios podrian no estar interesados en tu marca.

Comprar seguidores:

Este punto es muy similar al anterior, de hecho sólo tienen una diferencia: ¡Este es mucho peor! En el punto anterior, señalamos que seguir indiscriminadamente puede traerte a muchas personas que no estén interesadas en tu marca; comprar seguidores no sólo te traerá personas que no están interesados en tu marca, también serán en su mayoría de otros países y seguramente ni siquiera hablarán tu mismo idioma. Esto te restará muchos puntos en tu posicionamiento orgánico, haciéndote pagar más en el futuro por tus anuncios.

Utilizar tus redes sociales como un canal de venta:

Si en algún momento has logrado concretar una venta a través de las redes, podrás estar pensando “claro que son un canal de ventas”, pero no, las personas en las redes sociales no entran llenas de ganas de encontrarse con vendedores digitales. Debes enfocar tu contenido a conectar con tus seguidores de tal manera que no se percaten de que estén frente a un posible impacto publicitario.

No escuchar a tu público:

Esta es quizá la peor de todas, el tener la maravillosa herramienta que son las redes sociales y no utilizarlas para conocer a tus consumidores. Ten en cuenta que si escuchas a tus consumidores y te das el tiempo de conocerlos, podrás conectar mejor con ellos y satisfacer sus necesidadesal grado de fidelizarlos, además de recomendarte con otros clientes potenciales.

Eliminar comentarios negativos:

A menos de que el comentario en cuestión sea ofensivo, racista o spam, lo mejor es aprender a lidiar con los comentarios negativos y manejar las crisis en redes sociales, eliminarlos probablemente sólo logre dejarte en evidencia y creará una imagen negativa al no hacerle frente a los problemas.

No utilizar métricas:

Este punto resulta muy evidente, ¿para qué llevar a cabo una estrategia de marketing si no vas a medir los resultados?

#Abusar #De #Los #Hashtags:

Utilizar demasiados hashtags no se ve bien y pueden confundir al usuario receptor del mensaje. Ve al grano y utiliza sólo los hashtags necesarios que mejor describan tu contenido.